Una aproximación al mundo de la antimoda

Rei Kawakubo es una artista que desafía normas con su moda vanguardista. Su vida y obra revelan una mente creativa que trasciende la confección, influenciando a diseñadores y dejando huella en la historia de la moda

4 min de lectura
Diseño de Rei Kawakubo, de la colección “Primavera 2013” para Comme des Garçons.
Diseño de Rei Kawakubo, de la colección “Primavera 2013” para Comme des Garçons.

Siempre viste de negro, nunca lleva maquillaje, no hace ejercicio, le gusta el cine en blanco y negro y come lo justo y necesario para sobrevivir.

Rei Kawakubo nació en Tokio, en 1942. Estudió Filosofía y Literatura en la Universidad de Keiō. Interesada por la moda comenzó a trabajar, en la década de los años 60, como estilista en el departamento de publicidad de una empresa de productos químicos. Paralelamente se dedicaba a confeccionar su propia ropa para luego venderla, obteniendo así una fuente de ingresos extra. En 1969 fundó su propia firma: Comme des Garçons.

Kawakubo es una diseñadora que apostó en sus comienzos por telas oscuras, algo que produjo un gran impacto en 1981, año en el que presentó en occidente su primera colección. Por entonces, el negro era un color extraño en el mundo de las pasarelas. Tras un período iniciático marcado por la oscuridad, la diseñadora japonesa inundó sus prendas con una lluvia de colores. Además, Kawakubo parece haber olvidado también con el paso de los años la profunda angulosidad que marcaba sus prendas para experimentar con costuras asimétricas. Quizás, su formación filosófica le ha hecho ir más allá de la simple confección para implantar toda una visión del vestir y de las tendencias. Su propia vida demuestra que más que diseñadora es una artista. Y es que Rei Kawakubo no se limita al diseño de ropa sino que como una mente inquieta y creativa también es diseñadora gráfica, de packaging, interiorista… En sus tiendas está muy presente un concepto personal de decoración con claras influencias minimalistas. Colabora con frecuencia con el arquitecto japonés Takao Kawasaki.

Kawakubo ha utilizado sus colecciones para destruir los códigos sexistas mediante el uso del color, las formas y los zapatos planos. El hombre aparece vestido en multitud de colores que le hacen retornar a la infancia, donde no existen distinciones entre lo femenino y lo masculino. La mujer viste zapatos planos muy masculinos, sin perder por ello la esencia femenina. Incluso ha vestido a mujeres con jorobas o ha roto piezas de sus prendas como los cuellos o las mangas.

Sobre su trabajo, podemos afirmar que Kawakubo tiene una visión empresarial muy clara. Ha conseguido levantar un gran imperio con más de 300 tiendas en todo el mundo. Comme des Garçons empezó en Tokio con moda femenina. Hasta 1978 no incluyó ropa de hombre. La firma se caracteriza por tener un estilo descontracturado, cercano a la antimoda. Kawakubo ha quebrantado los esquemas tradicionales de la forma del cuerpo: el concepto de glamur impuesto por la sociedad occidental. Incluso ha puesto del revés muchas de sus creaciones, dejando a la vista las costuras y las piezas en su interior.

Comme des Garçons ha influido en los diseños de creadores como Martin Margiela, Ann Demeulemeester o Helmut Lang. Rei Kawakubo, que ha recibido premios de la moda como el Mainichi Design Prize y ha sido reconocida por el Instituto de Tecnología en 1987 como una de las principales mujeres en el diseño del siglo XX, es miembro del Sindicato de Prêt-à-Porter. Además, ha sido objeto de numerosas exposiciones y publicaciones.

¿Qué te ha parecido el contenido al que acabas de acceder?

En ORUBA consideramos la independencia editorial como el pilar sobre el que se construye el periodismo veraz e incorruptible. Cada artículo que publicamos tiene como objetivo proporcionarte información precisa y honesta, con la certeza de que tú eres la razón de nuestro proyecto informativo.

Hoy, queremos invitarte a formar parte de nuestro esfuerzo. Cada euro cuenta en nuestra misión de desafiar narrativas sesgadas y defender la integridad periodística. Desde tan sólo 1 euro, puedes unirte a esta causa.

Tu apoyo respalda nuestra evolución y envía un mensaje claro: la información sincera merece ser protegida y compartida sin obstáculos. ¡Únete a nosotros en esta misión!



PUBLICIDAD

Comentar la noticia

Your email address will not be published.